Sesión tres

 

Presentadores:

DIEGO ENRIQUE SERRANO GUZMAN
JUAN CARLOS FORERO SARMIENTO
LUZ MARINA TORRADO GOMEZ
NORMA CRISTINA SOLARTE VANEGAS
ANA KATHERINE TORO
MARIA FERNANDA SERRANO GUZMAN

Tema del Dia:

En el curso pasado, se hizo un breve resumen del balance hídrico y se mencionaron conceptos importantes como el índice de aridez, expresado este para Colombia. 

A manera de repaso, los temas tratados fueron:

En cuanto al balance hídrico:

El balance hídrico permite conocer la cantidad de agua que se dispone en una región.  Partiendo de este balance es posible determinar el índice de aridez de una región.

El índice de aridez es una característica cualitativa del clima, que muestra en mayor o menor grado la insuficiencia de los volúmenes de lluvia, es decir del total de agua que se recibe como precipitación, para mantener la vegetación. 

Podría decirse entonces, que es un indicador del nivel de agua disponible en las distintas regiones.  Por esta circunstancia suele llamarse también ‘déficit de agua’, como lo mencionamos anteriormente.

En cuanto al concepto católico del agua

El agua simboliza lo que Cristo y su salvación son para nosotros: Cristo es el "agua viva" que sacia definitivamente nuestra sed.  Se recordaron las abluciones con el agua, las cuales son muy comunes en otras culturas y religiones.  También se mencionó el sentido simbólico de lavarse las manos para indicar la purificación que el sacerdote más que nadie necesita o lavar los pies para expresar la actitud de servicio.

Para el tema de hoy, se hablará de la distribución del agua, la cual se encuentra presente en los cuerpos superficiales y subterráneos.  Se hará mención a las marismas, los pantanos, ciénagas.  Los ríos serán abordados en el tema cuatro y los océanos en el cinco. 

Audio de la sesión:

 

Libro de la sesión:

 

 

Dato Curioso

La Corporación Autónoma Regional para la Defensa de la Meseta de Bucaramanga, ha desarrollado una estrategia para la conservación y racionalización del aprovechamiento de recursos naturales buscando un desarrollo sostenible, y el cuidado de áreas protegidas de acuerdo a la Ley 165 de 1994. 

Se encuentra en estudio para declaratoria de áreas protegidas los ecosistemas, Bosques Húmedos de El Rasgón (Piedecuesta), Cerro La Judía (Floridablanca y Piedecuesta), Humedal El Pantano (Girón) y Lagunas de Santurbán (Vetas, California y Suratá) (CDMB, 2012).

El agua como Símbolo católico

En ACIPRENSA, disponible en internet, se encuentra la definición del agua desde el punto de vista bíblico.

“…  El agua es una realidad que tiene muchos valores y sentidos: sacia la sed, limpia, es fuente de vida, origina la fuerza hidráulica...

También nos sirve para simbolizar realidades profundas en el terreno religioso la pureza interior, sobre todo. 

Por eso se encuentran las abluciones o los baños sagrados en todas las culturas y religiones (a orillas del Ganges para los indios, del Nilo para los egipcios, del Jordán para los judíos).

El agua simboliza lo que Cristo y su salvación son para nosotros: Cristo es el "agua viva" que sacia definitivamente nuestra sed (como en el conocido coloquio con la samaritana: Jn 4); el agua sirve también para describir la presencia vivificante del Espíritu (Jn 7, 37-39) y para anunciar la felicidad el cielo (Apoc 7, 17; 22, 1).

En nuestra liturgia es lógico que también se utilice este simbolismo.  A veces se usa el agua sencillamente con una finalidad práctica: por ejemplo en las abluciones de las manos después de ungir con los Santos Oleos o de los vasos empleados en la Eucaristía.

Otras veces un gesto que en su origen había sido "práctico" ha adquirido ahora un simbolismo: como la mezcla del agua en el vino, que en siglos pasados era necesario por la excesiva gradación del vino, y que luego adquirió el simbolismo de nuestra humanidad incorporada a la divinidad de Cristo.

Pero el agua tiene muchas veces un sentido simbólico: lavarse las manos para indicar la purificación que el sacerdote más que nadie necesita, o lavar los pies para expresar la actitud de servicio”.